text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Cómo aumentar tu tolerancia ante la frustración

      
No seas tan exigente contigo mismo
No seas tan exigente contigo mismo

En la vida te enfrentarás en muchas oportunidades a tener que lidiar con la frustración de que las cosas no siempre salen como deseas. Si bien nadie escapa a esta realidad, hay personas que aceptan las circunstancias de la vida con más facilidad sin permitir que las frustraciones afecten negativamente su salud y su bienestar mental. Para ayudarte a convertirte en una de ellas, te presentamos seis tips para aumentar tu tolerancia a la frustración, publicados por el portal comunidad.biensimple.com

1. Toma conciencia. Lo primero que debes hacer es reconocer que sueles frustrarte con frecuencia. Luego, analiza con detenimiento tus reacciones ante lo que te molesta, lo que no consigues o ante quien te decepciona.

2. Controla tus emociones. La baja tolerancia a la frustración implica que te vuelvas más sensible, potenciando lo negativo de cada situación. No olvides que esta manera de percibir los acontecimientos de tu vida, te llevará a llenarla de tragedias innecesarias y momentos estresantes. Toma la distancia necesaria ante tus problemas para poder mejorar tu capacidad de encontrarles soluciones.

3. Establece pequeñas metas. Es muy común que las personas se sientan frustradas al no poder cumplir ciertos objetivos. Si este es tu caso, no te desanimes ya que puedes anticiparte a un potencial fracaso. Prueba con proyectar metas posibles y alcanzables a corto plazo.

4. No seas tan exigente contigo mismo. No olvides que la perfección no existe. Si te exiges demasiado caerás en la ilusión de creerte insuperable. Adoptar esta actitud sólo te paralizará aún más e inhibirá tus posibilidades de ser creativo y productivo.

5. Acepta las contingencias. Es importante que aprendas a diferencial lo que depende de ti y lo que no controlas para poder actuar en consecuencia.

Comprender y aceptar que no es posible tener el control absoluto sobre tu vida te dará la clave para reconocer que es en vano sentirte culpable o desilusionarte por cuestiones que escapan a tu voluntad.

6. Ejercita tu capacidad de acción. En vez de huir o lamentarte ante un inconveniente, intenta pensar posibles estrategias de acción para cada caso. De este modo, tendrás las herramientas necesarias para evitar la frustración modificando tus respuestas ante un conflicto.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.