text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

Cómo mejorar tu productividad en el trabajo

      
Cómo mejorar tu productividad en el trabajo
Cómo mejorar tu productividad en el trabajo  |  Fuente: Fotos Universia

Trabajar más cantidad de horas no garantiza que se trabaje mejor. Hay trabajadores que tienen un horario flexible y son eficientes. Si una empresa le pide a todos sus empleados que trabajen horas extras todos los días es porque hay un problema: hacen falta más empleados o la organización y distribución de tareas es mala. 

A continuación te presentamos unos consejos para mejorar tu productividad en el trabajo:

  • Levantate temprano: la mejor forma de aprovechar el día es levantándose lo más temprano posible. Si llegás primero al trabajo podés comenzar tu jornada laboral con menos distracciones: a esa hora tendrás menos mensajes de texto, habrá menos actividad en las redes sociales y, probablemente, muchos de tus compañeros sigan dormidos y no tengan ganas de charlar. Además, ir temprano te da la oportunidad de prepararte para el trabajo del día y cualquier llamada de un cliente.

  • Organizá tu jornada: la mejor forma de sacarle provecho al día y a la semana es organizándose. Podés planear el tiempo aproximado que te llevará cada actividad con descansos entre medio. Tener una agenda te ayudará a priorizar y ser más eficiente. Es muy útil tener una visión global de la semana y las fechas importantes.

  • No dejés lo más difícil para el final: a veces hay actividades más tediosas o que nos resultan más difíciles de completar, y por eso las dejamos para el final del día o la semana. Esto es un error ya que cuando comenzamos nuestra jornada laboral estamos más concentrados y con más energía. Además, ¿Qué mejor que sacarnos una tarea pesada de encima lo antes posible? Así podemos relajarnos y continuar con el día.

  • No quieras hacer todo a la vez: si bien muchas personas adoran el multi-tasking no es bueno hacer muchas tareas al mismo tiempo ya que no podemos concentrarnos a fondo en cada una de ellas. 

  • Tomate descansos: es necesario descansar durante 15 minutos al menos entre tareas. Principalmente cuando trabajamos con computadoras, nuestra vista se cansa, las articulaciones y músculos se endurecen y nuestro cuerpo nos pide un descanso. 

  • Dejá de lado lo intrascendente: enfocate solo en las actividades más importantes o urgentes, prioriza.

  • Ordená tu espacio de trabajo: si tu escritorio o computadora están desordenados, perderás tiempo buscando cada cosa que necesites.

Así que ya sabés, para mejorar la productividad en el trabajo es necesario sentirse cómodo y organizar las tareas de forma eficiente. En lo posible evitá las distracciones y concentrate en lo primordial.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.