text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

7 hábitos universitarios para aprender a manejar tus finanzas personales

      
Fuente: Universia

Si en tus años de universidad recibías una beca o trabajabas para costear tus estudios, probablemente tengas nociones acerca de cómo administrar el dinero de forma adecuada. Cosa que tal vez no suceda si durante todo este período viviste en casa de tus padres. Bajo esta última circunstancia la sacudida financiera una vez egresas puede ser enorme.

 

Lee también
» 8 aplicaciones para ahorrar
» 10 consejos para ahorrar dinero cuando es difícil llegar a fin de mes
» ¿Qué carreras aseguran un buen futuro económico? 


La buena noticia es que como recién graduado, en la universidad cultivaste una serie de habilidades que pueden servirte para administrar tu dinero. Estos son 7 hábitos universitarios que debes poner en práctica para convertirte en un adulto financieramente más responsable. ¿Estás listo?

 

>> Buscar las mejores ofertas para comer


Seguro en la universidad te volviste especialista en encontrar lugares baratos para comer, así como locales de descuento para estudiantes. Si querés ahorrar dinero ésta es una buena forma de comenzar. Además, siempre es recomendable conservar las credenciales de ex estudiante para conseguir descuentos en museos, espectáculos, entre otros servicios.

 

>> Comprar cosas que tengan una verdadera utilidad


Al comenzar la vida universitaria es normal sentir que se tienen que comprar todos los libros que contiene la bibliografía, por lo que al culminar el segundo año tenés una alta torre de textos casi sin usar. Considerando que otro estudiante puede necesitarlo, lo mejor es venderlos a un costo menor. Una recomendación a no olvidar es: antes de comprar cualquier objetivo analizá qué tanta utilidad tendrá en el largo plazo.

 

>> Aprovechar lo aprendido en los cursos de investigación


Seguro el día que entregaste el último final te prometiste no volver a hacer una larga investigación; sin embargo, cuanto antes te arrepientas de tal promesa mejor. Por tedioso que pudiera resultarte, las habilidades que adquiriste en estas instancias pueden ser sumamente útiles para estudiar qué inversiones o compras merecen la pena en la vida adulta.

 

>> Recordar las veces que no llegaste a fin de mes


Casi todo universitario escarmentó lo que es llegar con lo justo a fin de mes por haber destinado demasiado dinero a salidas o alcohol. Tener presente estas experiencias te servirá para tomar los recaudos necesarios para administrarte de mejor manera e incluso ahorrar un buen dinero.

 

>> Compartir apartamento para ahorrar dinero


Son pocos los jóvenes que pueden costearse solos un apartamento en la etapa universitaria. Si bien puede que estés cansado de compartir espacio con otras personas, permanecer en estas condiciones hasta que logres afianzar tus finanzas puede ser una buena estrategia para evitar pagar solo cuentas como la electricidad, Internet, cable, entre muchas otras.  

 

>> Bicicleta o caminata como medio de transporte


Por su menor costo, el transporte público, la bicicleta o la caminata suele ser los medios predilectos por los universitarios. Si lográs mantener esta preferencia una vez terminados tus estudios, podrás ahorrar una buena cantidad de dinero, además, de hacer actividad física si optás por alguna de las dos últimas alternativas.

 

>> Aprender a gestionar el dinero en verano


Trabajar durante los veranos para pagar tus estudios te dará las tres habilidades más importantes a la hora de manejar dinero: aprender a ahorrar, hacer un presupuesto y una de las más relevantes aprender a guiarte por ese presupuesto aun cuando los ingresos no son consistentes a lo largo del año.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.