text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

¿Cómo aplicar a una beca de movilidad?

      
Fuente: Universia

El hecho de no tener los recursos necesarios para financiar una carrera universitaria ya no es un impedimento para dejar de estudiar. Existen organismos tanto públicos como privados que se encargan de ofrecer ayudas para los estudiantes que realmente lo necesitan.


» Conocé más de 30 países a los que podés viajar a estudiar


» Visitá nuestro portal de becas y encontrá la que estás buscando 



Existen dos tipos de becas. Por un lado las becas de ayuda económica, que como bien dice su nombre son becas que se hacen cargo de un porcentaje – o del total – del cargo que genera la carrera; y por otro lado, las becas de movilidad, las cuales fomentan los estudios internacionales.

El hecho de realizar un intercambio en otro país es una experiencia que te hará crecer tanto en el ámbito profesional como en el personal. A continuación, te presentamos 5 consejos sobre cómo conseguir una beca de movilidad.


1.    ¿Dónde buscar?


¡Visita nuestro portal de becas!


Para encontrar una beca de ayuda económica, podés dirigirte a las oficinas de las universidades en la que quieras anotarte y pedir una entrevista presencial. Evaluarán tu situación personal y te dirán cómo continuar con el proceso.


Muchas veces los aspirantes deben rendir una prueba académica y el descuento que obtendrán está ligado a la calificación de la misma.


Si lo que buscás es una beca de movilidad, debés comunicarte con el departamento de cooperación e intercambio de la universidad a la que asistís.


En caso de querer realizar estudios en otro país y que tu universidad no tenga convenio con ninguna, podés comunicarte con la embajada del país de interés e interiorizarte con esta temática o bien con el Ministerio de Educación o Ministerio de Cultura y preguntar allí sobre las convocatorias abiertas disponibles.


2.    Leé con cuidado los requisitos de la beca



Una vez que te hayas decidido por la beca a la que vas a aplicar, es necesario que leas todos los requisitos varias veces ya que al ser tan específicos, podés dejar pasar muchos detalles sin intención.

 


3.    Tené muy presente la fecha límite para enviar la solicitud


Por más que sepas cuál es la fecha para enviar los documentos, debes estar muy atento a ella. De lo contrario, todo habrá sido en vano.

 


4.    Ponete en contacto con la universidad de destino


Si no estás interiorizado con el país al que te dirigís, es recomendable que escribas un correo electrónico a la persona encargada de los intercambios estudiantiles de la universidad a la que te dirigís y le preguntes qué cosas podrías estar pasando por alto, como por ejemplo, si tenés que ir vestido de una forma en particular o cómo es el clima en invierno.


5.    Averiguá sobre la ciudad


Vivirás solo durante varios meses, por lo que es necesario que aprendas a arreglártelas sin ayuda.


Mirá mapas online de la ciudad y familiarizate con las líneas de tren y subte, de esta forma cuando llegues tendrás una vaga imagen de dónde te encuentras y para dónde ir.


También, investigá sobre el precio de la moneda local y qué tan alto es el poder adquisitivo de los habitantes para calcular cuánto dinero deberás llevar.


6.    Preguntá si alguien de tu país también se dirige a esa universidad


Este punto no es más que una recomendación.


Podés preguntar a la universidad de destino si alguien de tu nacionalidad también se dirige allí. De esta forma podés ponerte en contacto con él de antemano y así te sentirás más cómodo en una primera instancia.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.