text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

13 maneras fáciles de impresionar a tu jefe

      
Anticípate a las necesidades de tus superiores
Anticípate a las necesidades de tus superiores

Ser el nuevo integrante de un equipo de trabajo puede ser sumamente estresante, especialmente en el trato con los jefes, a quienes normalmente tardamos más tiempo en conocer. Si aún no sabes como hacerte notar frente a tus superiores, te presentamos las 13 maneras de impresionarlos, publicadas por el portal careerbuilder.ca

1. Busca superarte día a día. Una de las claves que debería saber todo buen empleado es no sólo completar las tareas diarias sino buscar la forma de crecer día a día como profesional aportando nuevas ideas a la empresa.

2. Sé proactivo. No busques que los demás encuentren soluciones a tus problemas. Ten siempre una actitud proactiva y positiva frente a las dificultades. Verás como las soluciones llegarán cuando menos te lo esperes.

3. Anticípate a las necesidades de tu jefe. Estate atento a las necesidades de tu jefe o compañeros de trabajo y asume tareas que, aunque no sean las que efectúas tradicionalmente, aporten al trabajo en equipo.  

4. Aprende a delegar. No dudes en pedir ayuda a tus compañeros de trabajo si tienes dificultades para ejecutar una tarea.

5. Sé solidario. Muéstrate dispuesto a ayudar a cualquier miembro del equipo que lo necesite.

6. Adelanta tareas. Si quedas con tiempo libre antes de la hora de partir, adelanta tareas u organiza cómo será la siguiente jornada laboral.

7. Habla menos y ejecuta más. Tu jefe no quiere que le recuerdes a diario cuál es tu potencial y habilidades. Necesita que lo demuestres con hechos en el día a día.

8. Pregunta qué más puedes hacer. Una vez que termines tus tareas diarias acércate a tu jefe y pregúntale en qué más lo puedes ayudar o si hay alguna otra área de la empresa que necesite tu apoyo extra.

9. Busca soluciones y no te frustres.  Lo que más aprecian los jefes son los empleados que están en constante búsqueda de soluciones a problemas imprevistos. No te frustres si la solución no aparece instantáneamente, tu esfuerzo será valorado de igual manera.

10. Adáptate a la cultura de la empresa. Súmate a las actividades de integración entre empleados y demuestra que has aprendido los valores de la compañía.

11. Sé positivo. Una actitud positiva en la vida diaria dibujará una sonrisa en el rostro de tu jefe y tus compañeros de trabajo.

12. Nunca dejes de aprender. Por más que lleves años trabajando para una compañía, siempre podrás aprender cosas nuevas  por lo que debes tener una actitud sumamente receptiva.

13. Sé puntual. No sólo seas puntual al llegar al trabajo todas las mañanas, sino también procura terminar las tareas que se te imponen en tiempo y forma.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.