text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

¿Es posible estudiar y trabajar?

      
Fuente: Shutterstock.

Si estudiás y además trabajás, es probable que te sientas identificado cuando otra persona habla de estrés, de lo difícil que resulta establecer un equilibrio entre ambas actividades y sobre el sacrificio que esto implica. Con el fin de que continúes en tu lucha, a continuación te damos algunos consejos.

 

Lee también
» ¿Cómo lograr trabajar y estudiar a la vez sin fracasar?

 

¿Cuántos son los estudiantes argentinos que trabajan?

Actualmente en la Argentina uno de cada diez jóvenes estudia y además trabaja, según la última Encuesta Permanente de Hogares. Haciendo una distinción por sexo se comprueba que un 10,9% de las estudiantes de sexo femenino trabajan, y del sexo masculino un 10,3%.

 

Entre las principales razones que llevan a tener este estilo de vida se encuentran: la necesidad de costear sus estudios, querer ser independientes a nivel económico y el interés por adquirir experiencia.

 

Es importante destacar que en la mayoría de los casos, los estudiantes que trabajan tienen como prioridad el estudio, por lo que adaptan sus horarios a la universidad y en establecer prioridades.

 

¿Cómo sobrevirir estudiando y trabajando?

Con el fin de que aprendas a establecer un equilibrio entre el estudio y el trabajo, a continuación te damos algunos consejos.

 

1) Organizate

Nadie dice que tengas que ser el rey del orden, sino que aprendas a mantener tus materiales ordenados, hagas un calendario con las evaluaciones y entregas, y que intentes darle importancia a todas las asignaturas.

 

2) Descansá

Si bien resulta complejo relajarse y descansar cuando las fechas de las entregas se te vienen encima, tenés que aprender a destinar un tiempo a descansar y recuperarte. Tomá en cuenta que el exceso de cansancio y estrés no hará otra cosa que arruinar todo lo que hagas y también tu salud.

 

3) Realizá actividades que te gusten

Nadie puede vivir solo del estudio y del trabajo, por lo que es fundamental que aproveches a realizar actividades que te gusten en tu tiempo libre.

 

4) Priorizá

Cuando quieras hacer demasiadas cosas en muy poco tiempo tenés que acordarte que lejos estás de ser un superhéroe y que tu cuerpo dice basta. Por eso, tenés que aprender a priorizar e identificar qué cosas son importantes. Ya tendrás tiempo de ver a tus amigos y estar un tiempo en la playa sin hacer nada.

 

5) Motivate

La mayor fuente de motivación y positivismo sos vos mismo, por lo que no dudes en recordarte a diario por qué estás haciendo este esfuerzo y que a largo plazo podrás ver las recompensas.

 

6) No pierdas el contacto con tus amigos

Estudiar y trabajar implica no tener todo el tiempo que quisieras para ver a tus amigos. De todos modos, no podés dejar que tus vínculos se empañen. Aprovechá las nuevas tecnologías para mantenerte actualizado y presente.

 

7) Fijate metas

Para progresar no hay nada mejor que plantearse metas y hacer todo lo posible para alcanzarlas. Además, una buena idea consiste en premiarte cada vez que des un paso importante en tu carrera académica.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.