Noticias

5 preguntas que deberías hacer en tu próxima entrevista de trabajo

      
El diálogo con el reclutador debe ser sincero y respetuoso.
El diálogo con el reclutador debe ser sincero y respetuoso.  |  Fuente: Shutterstock
  • En las entrevistas de trabajo las dos partes deben obtener información sobre cómo será el vínculo laboral.
  • El trabajador no solo debe escuchar preguntas, sino también hacerlas.
  • Preguntar con anticipación es la clave para evitar futuros malentendidos.

Armaste tu currículum con esmero, te registraste en los portales de empleo más populares y empezaste a mandarlo con la esperanza de tener una respuesta. Después de unos días la llamada llegó, y por fin te citaron a una entrevista de trabajo en la que depositás todas tus esperanzas de finalmente tener un empleo.

¿Qué vas a hacer ahora? Preparar la entrevista, ¿no? Los candidatos que se preparan para este momento tienen más posibilidades de superar la entrevista con éxito y reducir los típicos errores que generan los nervios. Lo sabés, por eso vas a prepararte con todo para demostrar tu mejor versión.

Pero al momento de prepararte, no solo es necesario que planifiques las preguntas que te pueden hacer y cómo vas a responderlas. También tenés que pensar en las preguntas que vos vas a hacer.

Sí, tenés que hacer preguntas. Tenés que averiguar lo máximo posible de la empresa y el vínculo laboral que, en caso de conseguir el empleo, vas a tener con ella.

Es cierto que algunos datos pueden obtenerse del aviso mismo, de la charla telefónica para concretar la entrevista e incluso del sitio web o los perfiles en redes sociales de la empresa. Pero lo que no se encuentra en esa investigación previa debe salir de la entrevista, y para averiguarlo, es necesario preguntar.

¿Vas a una entrevista de trabajo? Estas son las 5 preguntas que tenés que hacer:

1) ¿Qué esperan que logre?

Así, de forma directa y clara. Es necesario que de antemano sepas cuál es el objetivo general de la empresa y el objetivo que esperan de tu parte como trabajador.

La descripción de las tareas a realizar que generalmente se publica en la oferta de trabajo puede ayudarte a tener una idea de lo que vas a hacer. Pero para saber realmente lo que se espera que hagas lo mejor es preguntarlo.

2) ¿Cómo es la dinámica de trabajo?

Una cosa es llegar a un nuevo empleo y adaptarte a la forma en que trabajan, pero otra muy distinta es saber de antemano cómo es esta dinámica y prepararte.

Con esta pregunta le estarás demostrando a quien te entrevista que te interesa el puesto y que querés prepararte para hacerlo bien.

Insertá tu Currículum y apuntate a cientos de empleos

Registrate gratis

3) ¿Qué sigue después de la entrevista?

En ocasiones, los procesos de selección son largos y agotadores. Pero además, sorprenden a los trabajadores con pruebas que estos nunca imaginaron.

Lo mejor es preguntar qué sigue y en qué plazo van a contactarte para informarte si sigues en el proceso o no. Así te podés ahorrar los nervios de la espera y nuevamente vas a demostrar tu interés en el puesto.

4) ¿Ofrecen oportunidades de formación?

Es importante que lo consultes, en primer lugar porque aquellas empresas que quieren continuar formando a sus trabajadores siempre son buenos lugares donde trabajar. Y en segundo lugar, porque es una forma de demostrar que querés aprender y crecer como profesional.

5) ¿Hay probabilidades de crecer dentro de la empresa?

Para algunos reclutadores esta pregunta sonará demasiado ambiciosa, así que tenés que plantearla de forma delicada y sin presionar.

De todos modos, es una pregunta totalmente válida para hacerte una idea de lo que podés esperar de la empresa. Por lo que es recomendable hacerla.



Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.