Aviso de cookies

Universia utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para recopilar información estadística sobre su navegación y para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación, pudiendo deshabilitarlas desde su navegador. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.

text.compare.title

text.compare.empty.header

Actualidad universitaria

 

Varias regiones de la Argentina están sensibilizadas en este sentido y uno de los hechos más recientes están vinculados con la perspectiva de explotación a cielo abierto de minas de oro que implica el uso de una importante cantidad de cianuro (entre 300 y 2000 gramos por tonelada de mineral tratado).

Sin dudas, la preocupación está altamente justificada, no sólo por los efectos que provoca el cianuro sobre animales y seres humanos, sino también por los casos denunciados de incidentes y accidentes ocurridos en diversas partes del mundo alrededor de este tipo de explotaciones mineras.

Esto es especialmente grave en casos como el de Esquel, en donde la zona de explotación está prácticamente al lado de la población. Por supuesto, existen variados y muy eficaces tratamientos de los efluentes de cianuro y metales aunque sus costos, casi prohibitivos, señalan que es altamente improbable que las compañías mineras los utilicen.

Por otro lado, el posible reemplazo del cianuro por otros reactivos, tiene consecuencias económicas negativas y en muchos casos, el impacto ambiental incluso puede incrementarse.



Tags:
Comentar

Comentarios

    Ver 20 más

    AÑADE TU COMENTARIO

    Ver más